jueves, noviembre 08, 2007

Hay que decirlo más

Cada vez que se produce una matanza como la de Finlandia, se manchan las manos de sangre los legisladores (y los progres que los apoyan) que impiden la libre posesión de armas y la autodefensa de los ciudadanos. El diálogo espeluznante que se produjo entre el asesino y la madre de uno de los alumnos nunca hubiera tenido lugar.

Sin embargo, los progres siguen con el mantra irracional de "las armas son malas, las armas son malas, las armas son malas..." En realidad salvan vidas, vidas infinitamente más valiosas que las del "selector natural" y quienes callada e irresponsablemente lo apoyan.

5 Comments:

Anonymous pasabaporaqui said...

¡Pero si Finlandia es uno de los países donde resulta más sencillo conseguir un arma! Una cosa es que haya libertad de armas y otra que la gente, también libremente, prefiera, por lo general, ir sin ellas.

9:47 a. m.  
Anonymous Ismael said...

¿De qué sirve que haya tanta facilidad para adquirir una licencia de armas si despues es ilegal portarlas o usarlas para la defensa personal?

La legislación de armas en Finlandía es prácticamente igual a la Española, solo que es más facil adquirir una.

3:50 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

¿qué diálogo es ese?, porque no he leído nada al respecto, quizás porque no he buscado bien.



En cuanto a los de las armas, cabe distinguir entre largas y cortas, las segundas están muy rstringidas aquí para el común de los mortales, las otras no, porque cualquiera que tenga licencia de caza puede poseer, creo de memoria, que dos escopetas y un rifle, Además, una puede ser repetidora. El rifle, de calibre 7,62 o más.
Y digo que las cortas están restringidas para el común de los mortales porque eso es cierto excepto para el resto no común de los mortales, o sea, que en el mercado negro se puede comprar una pistola o revólver con total facilidad, sólo hay que tener la pasta y saber a quién acudir, cualquier aprendiz de chorizo de ciertas minorías raciales abundantes en toda España lo sabe. Y las adquiere o, inlcluso, alquila. Y no digamos los mafiosos de Europa del Este, esos pueden conseguir lo que les de la gana de sus contactos de allá.

Y no hablermos ya de explosivos comerciales, todo tiene un precio.

JSNTN

4:20 p. m.  
Blogger Manchego said...

JSTNT, la madre de una estudiante contó que se lo encontró pistola en mano mientras iba a una cita con una profesora y que intercambió varias frases con el asesino.

Pasabaporaqui, tu "más sencillo" es mi "menos difícil". Hasta que cualquier adulto y menores a partir de una cierta edad no tengan acceso automático y sin intervención estatal al derecho de autodefensa se seguirán produciendo masacres como ésta.

10:16 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

anda que no tuvo suerte la señora, igual también se la hubiera llevado por delante.

Con todo esto, yo tengo una máxima: las armas te meten en más líos de los que sacan. Me gustó, la leí en el libro Las Garras del Águila, en el que se explicaba el caso de un jefazo del contubernio industrial-militar de los USA que hacía negocios legales con el Irán del sha justo unos meses antes de que cayera, era el jefe de Electronic Data Systems, empresa de informática tejana que tenía destinados allí a una serie de personas que las pasaron putas, con perdón, en medio del caos revolucionario, entonces al jefe no se le ocurrió otra cosa que crear un equipo de rescate con gente reclutada entre lo mejor que pudo encontrar (una especie de proto-black waters) y pagados de su bolsillo, los mandó allí, sacaron a los currantes por los pelos a través de la frontera turca y los trajo sanos y salvos a USA sin pegar un tiro, aunque iban preparados. Justo lo contrario que unos pocos años después le pasó al bobo del Carter con los de la embajada.

Por mi trabajo, tengo licencia de una arma corta y 3 ó 4 largas, con lo que tendría un arsenal en casa si quisiera, pero es que es un lío burocrático y con la justicia que hay aquí, se me caería el pelo si le diera una patada en la entrepierna a un honrado y presunto ladrón que pillara in fraganti en casa, pues no te digo nada si le arreo un tiro en el mismo sitio, yo entrullado casi de por vida y él libre y encima, recibiendo una pensión compensatoria mía por los daños causados. Disparate de legislación que protege más a los culpables que a las víctimas, otra que se debe a los progresitas de 1978.

Más armas por habitante hay en Suiza y no pasan estas cosas.

JSNTN

12:50 a. m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home